Patrullero herido por papa bomba en Neiva saldrá de cuidados intensivos

Luego de más de diez días de estar bajo observación médica en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del Hospital Universitario Hernando Moncaleano de Neiva, el patrullero de la Policía Nacional, Arnoldo Verú, será trasladado a una habitación para continuar con su proceso de recuperación.

Cabe recordar que el uniformado sufrió múltiples lesiones por la explosión de un artefacto no convencional o papa bomba, en medio de enfrentamientos con encapuchados que intentaban tomarse la vía que de Neiva conduce a Bogotá, en inmediaciones de la Universidad Surcolombiana.

En su momento el reporte del centro hospitalario dio cuenta que Verú, de 43 años de edad, sufrió trauma craneoencefálico severo con hemorragias, trauma facial, trauma en el miembro superior izquierdo con exposición de tejidos blando de la mano y una contusión pulmonar.

El pasado dos de diciembre, el cuerpo médico logró reducir la sedación del paciente y lo despertó del estado de coma inducido en el que se encontraba.

Jesús Alonso Poveda Carvajal, médico cirujano a cargo de la UCI quirúrgica del  Hospital Universitario, dijo que tras una nueva intervención, el hombre saldrá de dicha unidad y continuará bajo observación.

“Este es el décimo informe del estado de salud del policía Arnoldo Verú. Su evolución ha sido muy satisfactoria. Ayer se llevó osteosíntesis de mandíbula, completando así el ciclo de atención en la unidad de cuidados intensivos. Por lo anterior, será trasladado a piso”, indicó Poveda Carvajal.

Con anterioridad, el cirujano había indicado que “Arnoldo se encuentra respirando por sí mismo. Ya se independizó del respirador”.

El uniformado se encuentra acompañado de su familia y recibiendo el apoyo psicosocial por parte de la Policía.