CHASCARRILLO POR GILBERTDAIZ. TRAS EL CARRANGO.

Con el fuerte verano que azota nuestro municipio y  porque  no decirlo la región, se pueden estar extinguiendo las esperanzas de quienes esperan que el muerto se convierta en charrango, para poder saciar las atrasadas necesidades casi  famélicas, pues estos soles no permite que la materia se descomponga y por el contrario  quienes están a la espera de que su sueño se haga realidad  sus esperanzas se esfuman, ello literalmente relacionado con el clima…

Ello es muy parecido a los perseguidores de supuestos carrangos, por así decirlo,  que famélicos y ya con muy  poca paciencia, después de una larga y extenuante, espera para   que los estrados judiciales fallen, improvisadas solicitudes de nulidades o perdidas de credenciales, con argumentos, en varias ocasiones traídos de los cabellos, los cuales son alimentados con góticas de esperanza a través de las redes, e incluso dando fechas, como si fueran jueces, para que caiga la preciada presa, para caer al carrango, y  así saciar su delicada necesidad, que como consecuencia de lo mismo hasta  el conocimiento y respeto por la mayorías y demás se ha  extinguido éste si  políticamente hablando.  

No falta dos dedos de frente para poder dilucidar que: Después de posesionado un mandatario es muy dispendioso, poderlo tumbar así hayan pruebas y más pruebas; para el caso de la ciudad de Acacías, lo que Gilberdaiz conoce, son según, mi modesto parecer digo yo, pequeñeces, tales como que pagaron pregoneros… Esto lo hacen en todo el país, en todas las campañas, a la administración del Señor Vargas Álvarez le llegaron a probar mucho  supuestos  como, supuesta compra de votos, hay condenados en ese proceso.

Con ello no estoy justificando la trampa o que se  oficialice  o que  se considera doctrina para que se  siga repitiendo, no por el contrario ojalá se diera un final acorde con las investigaciones debidamente fundamentadas y no especulaciones y más especulaciones.

Gilberdaiz piensa, se imagina… Que rumiaran los ratoncitos o que camino  tomaran después de esa jugada maestra del Gato Duque, cuando hizo que los partidos de la U, y  Cambio Radical, ahora son hermanitos en el gobierno central, y pensar que el Alcalde EDUARDO CORTES, sino estoy mal pertenece a uno de  estos partidos .

Una cosa piensa el amo mientras el otro jaya y jaya, saboreando su delicado y tierno heno.