El presidente Iván Duque afirmó que se hará monitoreo al modelo de alternancia escolar.

Dentro de los lineamientos que dio a conocer este sábado el Ministerio de Educación, se determinó que los niños menores de dos años no regresarán a clases, así como tampoco los profesores mayores de 60 años, por ser considerados una población vulnerable.

En el documento el Ministerio, además, insiste en que dependerá de las autoridades territoriales si las instituciones educativas reinician sus actividades de alternancia.

Por su parte, el presidente Iván Duque durante el Facebook Live afirmó que a pesar de tener el modelo de alternancia escolar, se monitoreará durante estas semanas la pandemia en el país para determinar si vuelven las clases presenciales a los colegios.

Entre los lineamientos están las orientaciones para el retorno gradual y progresivo a la presencialidad bajo el esquema de alternancia de las niñas y niños de 2 a 5 años a los escenarios de educación inicial y preescolar en lo que se incluyen también sus familias: padres, madres, cuidadores, y demás miembros (entre 18 y 59 años).

 Talento humano: personal directivo, docentes, agentes educativos, madres – padres comunitarios y demás personal administrativo y de apoyo (entre 18 y 59 años).

– Personal externo: personas que realizan actividades como transporte, alimentación (entre18 a 59 años).

Servicio Lunes festivos de 8 a 12 M.

En todos debe constatarse que no tengan comorbilidades de base que implican alto riesgo de Infección Respiratoria Aguda (IRA) y COVID-19.

¿Cómo organizar la experiencia educativa para garantizar la aplicación de medidas de bioseguridad y cuidado en los espacios de educación inicial?

Establecer un horario específico de lavado de manos con agua y jabón mínimo cada 2 horas idealmente bajo supervisión de un adulto.

Abstenerse de compartir alimentos y materiales como expresión de cuidado de sí mismo y del otro.

Todo el personal que manipula alimentos debe utilizar los elementos de protección, especialmente el tapabocas y los demás que sean indispensables durante el procesamiento, ensamble, cargue, transporte y entrega de los alimentos.

Protocolo para el ingreso y salida de las instituciones educativas y desplazamiento desde y hasta la vivienda

Se recomienda escalonar los tiempos de ingreso y salidas de personas, y de vehículos.

Demarcar y asegurar la distancia de dos metros entre las personas.

Garantizar todas las medidas de bioseguridad para ingreso de vehículos a las instalaciones de la institución educativa.

 

Todos los integrantes de la comunidad educativa, deben ingresar a la institución con tapabocas cubriendo boca y nariz.

Debe tomarse la temperatura a todos los integrantes de la comunidad educativa antes del ingreso a la institución. En caso de encontrar a alguien con temperatura mayor de 37,5 °C, que no pueda volver inmediatamente a su casa, active el manejo establecido en el protocolo.

Los niños y niñas que requieran acompañamiento, deben llegar a la institución con un adulto entre 18 y 59 años, sano, que no haya tenido contacto estrecho con casos sospechosos o confirmados de COVID-19.

Antes de salir de casa se debe realizar lavado de manos durante 20 segundos.

No se debe hacer uso de instalaciones de parques o salas de juego durante los trayectos.

Qué se debe hacer ante un caso probable o confirmado de coronavirus en integrante de la comunidad educativa.

Se debe considerar el cierre del establecimiento educativo por mínimo 24 horas para realizar limpieza y desinfección de todas las áreas.

Realizar aviso a todos los integrantes de la comunidad educativa para que cada uno pueda monitorear si ha presentado síntomas o los comienza a presentar, para definir si deben aislarse y según la severidad de los síntomas consultar a un profesional de la salud.

El Ministerio además señaló que, con el fin de garantizar la implementación de estos lineamientos, dará directrices a las entidades territoriales certificadas sobre los recursos necesarios para su financiación, entre los cuales se encuentran los que se gestionen y dispongan por parte del Gobierno Nacional.

Esto será posible con los recursos aprobados por parte del Ministerio de Hacienda que serán girados a las secretarías de educación para que las instituciones educativas tengan el dinero para aplicar los protocolos.